Agenda Política

Paloma Sánchez, a la que le tocó la cereza del pastel, es una joven carente de la más elemental trayectoria política.
BBANG
Hospital IMSS HORIZONTAL

La nómina de candidatos del PRI en Sinaloa, más pobre de la historia

=Obvio: con Paloma Sánchez a la cabeza
=Raquítica aportación de votos a Xóchitl
=Alito, el sepulturero del tricolor en Sinaloa
=Las aberrantes declaraciones de Alcántara

El Partido Revolucionario Institucional en Sinaloa presentó, este miércoles aquí en Culiacán, la nómina de candidatos a posiciones federales más pobre de la historia.

Para el Senado de la República: Paloma Sánchez.

Para diputaciones federales: Liliana Cárdenas, Germán Escobar y Noé Heredia.

La fórmula se complementará con las propuestas de Acción Nacional y del Partido de la Revolución Democrática para dar lugar a las candidaturas de la coalición “Con Fuerza y Corazón por México”, encabezada por Xóchitl Gálvez, la candidata presidencial.

De hecho ya se formalizó que la propuesta del PAN para el segundo en la fórmula senatorial será Eduardo Ortiz.

Pendientes candidaturas a tres diputaciones federales por el blanquiazul y una más por el Partido de la Revolución Democrática.

Paloma Sánchez, a la que le tocó la cereza del pastel, es una joven carente de la más elemental trayectoria política, que desaprovechó lastimosamente su suertuda posición, con un papel irrelevante en la cámara de diputados en estos dos últimos años, lo que, sin embargo, no fue obstáculo para su postulación como candidata al Senado, por obra y gracia de su cercanía con el “líder” del Comité Ejecutivo Nacional del PRI, Alejandro Moreno.

Eduardo Ortiz, su compañero de fórmula, exponente de lo más desangelado del panismo sinaloense.

Tendrá sus virtudes y méritos para otra cosa, como para la actividad empresarial, por ejemplo; pero en lo que a política corresponde, no ha ganado una sola elección, ni destacado en ninguna otra posición.

Liliana Cárdenas, candidata a diputada federal por el distrito 03, cobijada por el “Chilorio Power”, grupo político de la región del Evora, que vivió su época de intensa gloria cuando el sexenio presidencial de Enrique Peña Nieto.

Su fuerza politica ha venido a menos evidentemente; pero prueban que todavía les queda algo en el brazo.

Liliana fue derrotada contundentemente en su última aparición como candidata a la presidencia municipal de Salvador Alvarado.

German Escobar, lo mismo priista que perredista, que panista -no tiene partido aborrecido -, dirigente de agricultores que de ganaderos, productor privado que social, es el candidato por la sexta demarcación.

Nada para escribir a casa en su trayectoria politica, como dicen los peloteros importados, cuando andan por la calle de la amargura.

Noé Heredia, candidato por el distrito 07, tras la negativa de Erika Sánchez. Ahijado político de Aarón Rivas Loaiza, sin poder presumirlo mucho, por lo que a Aaron corresponde. Ningún motivo como para parar prensas a media noche.

Si con esta nómina, el PRI pretende aportarle votos a Xóchitl Gálvez, las cuentas al mediano plazo son muy tristes para la candidata presidencial, definitivamente. Y la expectación de buenas números en nuestra entidad, se viene a pique en forma lastimosa.

En suma: la nómina más pobre de la historia.

Sin ninguna duda.

Y por cierto.

Quien de plano no se midió en sus últimas declaraciones ante la prensa local fue Leobardo Alcántara Martínez, todavía diputado federal y presidente a nivel estatal del Partido del Trabajo, sin ser nacido en Sinaloa y ni tan siquiera radicar en la entidad. Cosas que permite la política nacional.

Decir que si MoReNa lo elimina de su alianza para las posiciones locales en Sinaloa (al PT) le quitará el 50 por ciento de la votación obtenida en 2021 es todo un despropósito.

Y es que el porcentaje de votos alcanzado por el PT en los últimos comicios locales fue tan bajo, que apenas y si le alcanzó para un diputado por el principio de la representación proporcional para la actual legislatura del Congreso del Estado, mismo que a primeras de cambio se alineó con MoReNa, por cierto.

¿Y que decir de la votación lograda por Alcántara en aquella elección gubernamental de 2016, a pesar de prometer una planta de energía nuclear para Sinaloa?

Para dar lastima.

Si Alcantara y Fernando García son actualmente diputados federales por el PT es por su alianza con MoReNa, no por los votos conquistados por su partido, mismos que no le representaron ni siquiera regidurías en tales y cuales ayuntamientos de la entidad.

Un despropósito, evidentemente, que refleja una elemental falta de respeto a la ciudadanía sinaloense.

Se trata, sin embargo, de una estrategia orientada a ser tomado en cuenta para su reelección como diputado federal, de cuya posibilidad está eliminado en estos momentos. Quiere de nuevo su curul, sin que le importe mucho, hasta eso, la suerte del ex priista Fernando García, ahora su compañero de partido.

Pendientes pues.

¿Y MoReNa?

En las mismas, con una lista de candidatos todavía encriptada, en espera del “palomeo” final por parte del presidente Andrés Manuel López Obrador y la candidata Claudia Sheinbaum, tras las sugerencias de los gobernadores de los estados morenistas, que ya son casi todos. Los grandes electores.

Ya más allá de la mitad de la semana, el jaloneo se intensifica al interior del partido y se encrespa el nerviosismo entre los aspirantes.

Ocurrirá en lo que resta de la semana. No lo dude usted.

Aquí en Sinaloa, aceptado por el propio gobernador Rubén Rocha Moya, habrá algunas modificaciones; pero leves.

En realidad no se afectará, en lo sustancial, la relación aprobada por el gobernador y difundida por el comité estatal del Movimiento de Regeneración Nacional.

Atentos, entonces.

Y hasta aquí por hoy. Nos vamos ya. Cuídense mucho y Dios los bendiga. Ahora y siempre.

IMSS-BIEN 728
Big Bang Fondo Negro

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras noticias
Lo más leído